Ir al contenido principal

Destacados

Crema de hongos con pesto de castañas

En este tipo de cremas la cantidad puede variar dependiendo de como les guste la crema. Algunos prefieren una crema mas liquida y oros mas espesa.

Vamos a rehogar un poco de verdura en un poco de aceite y manteca: cebolla, ajo, puerro, apio y zanahoria. No hace falta cortarla en pedazos muy chicos porque después vamos a procesar todo. Agregamos sal, pimienta,

Hidratamos un poco de hongos secos y los agregamos. Agregamos también un poco de champiñones frescos cortados. Por ultimo cubrimos con agua. Cuando la verdura esta bastante tierna procesamos todo, agregamos un poco de queso rallado y crema de leche. Para lograr una textura mas fina, podemos colarla.



Para el pesto de castañas. Picamos bien las castañas, con un poco de ajo picado y cocinamos en una sartén con un poco de aceite. Fuera del fuego agregamos un poco de perejil picado.
Ideal acompañar la crema con un poco de croutons y ciboulette picada.


Sopa crema de Calabaza

Para los que no son amantes del caldo les propongo esta receta de sopa crema.




Ingredientes
1 kilo de calabaza
3 cebollas mediana
Un trozo de manteca, aprox. 50 gramos
Leche aprox. medio litro
Agua cantidad necesaria para cubrir
Sal, pimienta cantidad necesaria
 

Preparación
Pelar las cebollas y cortarlas en cuartos. Poner en una cacerola la manteca, agregar las cebollas. Darlas vuelta para que se blanqueen un poco. Pelar la calabaza, cortarla en trozos y agregar en la cacerola. Mezclar todo unos minutos para que se ablande un poco la calabaza junto con la cebolla.
Agregar a las verduras la leche y cubrir las verduras con la cantidad de agua necesaria. Dejar cocinar hasta que la calabaza empiece a deshacerse y las cebollas estén bastante blandas. Por lo menos una media hora. Agregar sal y pimienta a gusto.

Una vez que esté listo apagar el fuego y dejar enfriar un poco. Pasar toda la preparación a la licuadora y fijarse cuál es la consistencia deseada. Si quedo muy espeso agregar un poco de leche o agua, dependiendo del gusto de cada uno.
Después pasar la preparación a la cacerola y calentar al momento de servir.
Se puede acompañar con unos croutons y para el que le guste con un poquito de queso rallado al momento de servir.

Con este mismo procedimiento se puede utilizar coliflor o brócoli. Y no hace falta hervir la verdura antes.

Una variante que queda muy bien es hacer la sopa con  zanahoria.

En este caso dejar cocinar un poco más porque es una verdura un poco más dura que las anteriores. Y una vez que se licua la preparación  queda muy bien echarle dos cucharaditas de jengibre molido o rallado. Al momento de servir se puede poner encima un poquito de ciboulette picada.




















Comentarios

Entradas populares